lunes, enero 12, 2015

Enero concurrido

Las juntadas de enero son siempre cumplidoras. Quienes permanecemos en la ciudad estamos más relajados, el tránsito es ágil por la disminución de la población estable huida hacia balnearios y centros turísticos confortables y es mucho menor el tiempo de traslado de un barrio a otro.

El viernes 09 no fuimos malón pero ser nueve está muy bien. Se armó una mesa con forma de termómetro y gran despliegue de libros, afirmaría entre 60 y 70, la mitad de ellos no aparecieron en la ventana "ir de caza" por ser liberados de manera "controlada".

Así como fui saludando a mi llegada (último en arribar a eso de las 19:30 horas) los asistentes fueron: mycollorbutons,  marilina85, angemalaussene, la-quimera, siluvana, missakasha (ese día la conocí), finchausti, benceno y luego akahige-nide tomo asiento.

Con sánguches apetecibles de sabrosos quesos y bebidas refrescantes de espuma exacta, repasamos nuestras vidas y las últimas experiencias beceras. Decididos a marcharnos se confirmó la ausencia de naufragante y laloaz quienes habían liberado una serie de libros. Quizás llegaron demasiado tarde. La conversación en la puerta de Pompeii se extendió hasta las 21:15 horas y una cuadra más allá nos terminamos de despedir.

En las fotos de abajo se aprecian en la primera una porción de los libros que aún quedaban sobre la mesa, en la segunda y tercera, las divinas con y sin anteojos:






2 comentarios:

Marian Ro dijo...

como extraño esas mesas repletas de libros!

náufraga dijo...

Nuestro perro decidió no quedarse solo en casa y se fue de paseo, como salió sin llave nos tuvimos que quedar a esperar su regreso.